CASA AGUILERA

CASA AGUILERA

Descripción del proyecto

El proyecto surge como respuesta a una casa de verano que responda a esa necesidad de esparcimiento causado por las altas temperaturas que cada verano castiga a las familias paraguayas con temperaturas mayores a 40 grados. Siendo los esfuerzos por preservar la vegetación y sombra principales premisas para el emplazamiento de la obra.

Con esta idea de mantener intacta la vegetación existente, la planta de la casa se enmarca en una esquina del espacio disponible para construir, correspondiente a dos terrenos de tupido bosque, ideal para resguardo del abrumante calor.

Otro factor clave para la materialidad, fue la disponibilidad de abundante escombro, en su mayoría ladrillos rotos y restos de vigas que en el conjunto final, representan el mayor aporte funcional, estético e incluso estructural al elevar muros con dichos ladrillos rotos, lograr una espacialidad sobria con un cielorraso de la misma materialidad, también como relleno para salvar desniveles y restos de vigas como contención, permitiendo también así elevar toda la casa como resguardo de insectos y alimañas.

La fluidez de espacio, la apertura total de la casa y las amplias vistas al patio logran como resultado una planta simple de 110 m2 con espacios configurados con un ángulo de 30 grados que obedece a la orientación más favorable para un máximo aprovechamiento de sombra durante el día, y resguardo del fuerte calor del oeste por las tardes. El lado más corto de la casa es la que recibe los rayos directos del sol mientras que el lado de mayor longitud es el de menor incidencia solar. Una tradicional construcción en Culata Jovai, donde la vida social transcurre en el centro.

Otra peculiaridad de la casa se da también por la forma del techo, que se logra elevando las paredes, en esquinas opuestas logrando un cerramiento superior con planos a dos aguas invertidos . Cerrado exteriormente con chapas de zinc y vigas metálicas de las que cuelga el cielo de ladrillos que nos otorga la espacialidad en doble altura con entrepisos enfrentados como cerramiento superior de habitaciones que servirán de aporte a dichos espacios de descanso. El techo en 3 capas funciona también como cámara de aire y bien puede juntar las aguas que escasea en epocas de verano.

Combinando entonces la reutilización de elementos constructivos, pureza de materialidad, optimizando energía otorgada por la vegetación y manteniendo una fuerte relación con su entorno, Casa Aguilera Sanber representa un desafío desde su propia concepción, con unos ángulos formados por ladrillos rotos, unas vistas amplias que priorizan el paisaje y un techo atípico que recuerda la experiencia de volver a la vida lo que ya comúnmente no se utiliza, lo que desechamos, lo que tildamos de feo.

Las paredes cuentan esta historia. Construir c on pequeños pedazos iguales y con ellos lograr muros, pisos, techos, espacios amplios. Lograr formas nuevas, lograr una nueva arquitectura.

Información general del proyecto

Superficie: 110m2

Ubicación: San Bernardino

Fotografia: Daniel Ojeda

Diseño y Construcción: Mínimo Común + Osvaldo Aguilera

Ing. Arq. Jaime Olmedo.